lunes, 29 de junio de 2015

Nieve en otoño/Las moscas de otoño - Irène Némirovsky


Título: Nieve en otoño/Las moscas de otoño
Autor: Irène Némirovsky

 
Páginas: 96
 
Editorial: Salamandra

Precio: 10,50 euros 
 

Año: 2010 

Aquí os traigo otro ejemplo del talento y buen hacer de esta magnifica escritora, la malograda Irène Némirovsky. El personaje central de esta novela es la anciana Tatiana Ivanovna, una mujer que ha pasado toda su vida al servicio de los Karin, una familia aristocrática en la Rusia de los zares a la que ha servido y atendido durante más de una generación. Durante la revolución rusa pierden todas sus propiedades y tienen que huir de su casa, que queda a cargo de la vieja sirvienta, que les  demuestra su fidelidad y afecto inquebrantables. Consigue atravesar Rusia con las joyas familiares y reunirse en Odessa con la familia Karin, a los que se une al partir para el exilio en París.

En la capital francesa, en un pequeño apartamento continua asistiéndoles, a pesar de haber perdido completamente la gran posición social que tenían. La anciana se siente como las moscas de otoño: lentas, pesadas, irritantes, fuera de lugar. Se siente desplazada en una ciudad ajena, con la familia de toda la vida que ha experimentado unos cambios sociales que ninguno entiende ni asimila y vive añorando su tierra y un tiempo que nunca volverán.

Una novela en la que Némirovsky trata otra vez el drama del exilio, el poder perdido, impregnada de nostalgia y añoranza. Un texto elegante, sencillo con el que nos aproxima con facilidad a unos personajes de una clase decadente y frívola que no entienden los grandes cambios que les ha tocado vivir.

Irène Némirovsky ha aparecido varias veces en este blog. Nació en Kiev en 1903 en una familia de banqueros judíos que tuvo que huir a toda prisa de su ciudad durante la revolución bolchevique, perdiendo todos sus bienes. La familia se estableció en Paris donde Irene recibió una exquisita educación a cargo de institutrices, pero carente del calor y afecto de sus padres. Estas dos carencias la marcaron profundamente, cosa que refleja repetidamente en sus obras.

En 1929 publicó su primera novela,que  alcanzó el éxito y el reconocimiento literario. La corriente antisemita extendida por Europa hizo que se rechazara su petición de nacionalización y mas adelante le prohibieran publicar sus obras.

En 1942 fue detenida y deportada a Auschwitz donde murió de tifus. Dejó a sus dos hijas una maleta llena de sus manuscritos, entre ellos el de su mejor obra, «Suite francesa», que se dieron a conocer bastantes años después.
 
Irène Némirovsky

Publicado por John Smith.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada