lunes, 1 de agosto de 2011

Doña Bárbara - Rómulo Gallegos


Título: Doña Bárbara
Autor: Rómulo Gallegos

Páginas: 468

Editorial: Cátedra

Precio: 11 euros 

Año de edición: 1997  

Aparecida en 1929, este libro es la gran novela venezolana, el libro que describe el alma y la forma de vida primigenia de los habitantes del Llano, rudos vaqueros de una especie de Oeste hispano. La acción transcurre en 1898, en una época en  la que la gran llanura que ocupa el centro de Venezuela, con su ganaderia, era económicamente muy importante y lo siguió siendo hasta 1917, cuando se descubrió petróleo en el país.

El argumento central del libro bien podría servir para una novela televisiva de sobremesa, y ya ha servido para producir varias. Es la historia romántica de la hacendada despiadada, Doña Bárbara, y el galán de ciudad, Santos Luzardo, culto y educado, que intenta recuperar el patrimonio de su familia, arrebatado con malas artes. Pero la novela tiene muchos otras aspectos y cualidades que la hacen muy interesante. 

Por un lado el lenguaje, lleno de casticismos, de palabras y expresiones que describen la cultura que rodea un modo de vida ya desaparecido: el cuatro, instrumento de cuatro cuerdas; el porsiacaso, zurrón para llevar algo de comida; el lavagallos, aguardiente tan malo que se usa para limpiar y curar gallos de pelea; o el abigeato, delito de apropiación indebida de una res o más de ganado mayor, o tres o más de ganado menor. Frases tan expresivas como «Muerto¿Quieres misa?» contestación a una oferta de algo que se desea.

Por otro lado, la descripción de una forma de vida y una cultura ya extinguida, descrita magistralmente en capítulos como «La doma» o «El rodeo». Una época en la que no había cercas, el llano era muy grande, había mucho ganado y el llanero salía en partidas a cachilapiar (marcar ganado salvaje) tantos orejones (reses) como podía.

Puede leerse como una novela del oeste, de un oeste hispano como hemos dicho, lleno de aventuras y peripecias, narradas con un ritmo vivo, muy bien balanceadas con breves descripciones de los paisajes y del entorno natural. La obra está estructurada en capítulos cortos, de unas 8 o 10 páginas, que se leen casi como breves relatos y hacen la lectura más amena todavía.

Otro de los temas es el conflicto y choque entre la civilización, que significa progreso y modernidad, y la barbarie, la incultura, pero también la belleza natural y el entorno sin degradar.

Y por último, un estilo rico, muy cuidado, algo barroco y de una efectividad que deja adivinar al gran orador, elocuente y brillante, al político capaz de sintetizar ideas en frases coloristas y fascinantes. Ya el comienzo del libro es uno de los más prometedores: 
     
«Un bongo remonta el Arauca bordeando las barrancas de la margen derecha

Rómulo Gallegos (Caracas, 1884-969) está considerado como el mejor novelista venezolano del siglo XX y uno de los más grandes escritores hispanoamericanos de todos los tiempos. Fué presidente de la República de Venezuela en 1948 durante casi 9 meses, hasta que un golpe militar lo destituyó,  y es el mandatario elegido con un mayor porcentaje de votos del censo electoral, el 80%. A los 18 años fué Jefe de Estación de Ferrocarril y ya compatibilizaba su trabajo con el oficio de escritor. Escribió una docena de novelas y un buen número de relatos sobre dos grandes temas: las pasiones desatadas que arrastran a los protagonistas y el conflicto entre civilización y barbarie. 

Un clásico hispanoamericano imprescindible, una novela para cualquier momento y lugar, universal, culta y fascinante. Si de verdad te gusta leer y todavía no la has leído, tienes una asignatura pendiente: conocer a Don Rómulo.


Rómulo Gallegos

Publicado por Antonio F. Rodríguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada