lunes, 14 de marzo de 2016

Mar de pirañas - Varios autores


Título: Mar de pirañas
Autores: Varios autores


Páginas: 331

Editorial: Menoscuarto
 
Precio: 22 euros


Año de edición: 2012

Aquí tenemos una antología muy completa de relatos muy cortos de autores españoles. Lo primero que tengo que decir es que para mí no son microrrelatos, sino más bien minirelatos, ya que se extienden hasta una o dos páginas y el auténtico microrrelato no pasa de tres líneas. Pero en cualquier caso, son textos estupendos, una ensalada variada y fresca de los más variados ingredientes.

Se reúnen aquí 198 relatos de 65 autores de una calidad media altísima. Al leerlos uno tiene la sensación de que vive en una país de escritores, que tiene que haber uno al menos en su comunidad de vecinos, tal es la cantidad de buenos autores que asoman por aquí.

Hay cuentos divertidos, tétricos, abiertos, desconcertantes, alardes de elipsis, ejemplos de síntesis, modelos de concisión, muestras de cómo sugerir mucho sin decir apenas nada. Creo que además de pasárselo uno muy bien, se puede aprender mucho de estos modelos, de esta variada floresta de imaginación.

El título tiene que ver con una cita de la argentina Ana María Shua que abre el libro: «Para escribir microrrelatos basta tomar un poquito de caso y transformarlo en un miniuniverso. Como las pirañas, son pequeños y feroces. Aconsejo descartarlos si no muerden». Un  certero análisis.

Volviendo al libro, incluye algunos autores conocidos, y la verdad es que sus minicuentos destacan en seguida: Almudena Grandes, Ignacio Martínez de Pisón, Felipe Benítez Reyes, Andrés Ibáñez, Fernando Iwasaki, Eloy Tizón, Juan Grarcia Armendáriz, Manuel Espada, Andrés Neuman, Elvira Navarro... sus textos son fenomenales. Y también hay relatos de autores que no conocía muy buenos; dos me han impresionado de manera muy especial: «La buena suerte» de Carlos Castán y «Serpiente de cascabel» de Manuel Moya.

Pero reconozco que todos están muy bien y que se trata de un libro ideal para los que no tienen mucho tiempo para leer. Bastan cinco minutos para disfrutar de uno de estos relatos, así que ya  no hay excusa. Os lo recomiendo.

Publicado por Antonio F. Rodríguez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada